París Saint-Germain tiene nuevo entrenador por 2 años más y ya planea algunos fichajes

14 mayo, 2018

Era un secreto a voces pero hoy, Nasser Al-Khelaïfi acabó con la incertidumbre que ya llevaba más de un mes y que tomó más fuerza con el anuncio de Unai Emery, el técnico saliente. El nuevo entrenador del París Saint-Germain será Thomas Tuchel, el alemán que dirigiera al Borussia Dortmund desde el 2015 al 2017, y cosechara una Kopal en su último año.

Además, su mérito estuvo en quedar siempre en puestos de avanzada de la Bundesliga -2º, 3º y 4º en años sucesivos-, y a cuartos de final de Europa League en su primer año y de Champions el segundo. Es más, no fue el rendimiento lo que lo envió a casa, si no que diferencias con la dirigencia. Así, desde junio del 2017, estaría sin entrenar.

AFP

Hasta hoy, lo que lo celebró dando sus primeras declaraciones como estratega del club capitalino para la página del club. “Me uno a este gran club del fútbol mundial con gran alegría, orgullo y ambición. Espero trabajar con todos estos grandes jugadores, que están entre los mejores del planeta. Junto con mi equipo técnico, haremos todo lo posible para ayudar al equipo a llevar sus límites al más alto nivel internacional”, exclamó, apuntando a esa espina europea que aún se siente en Francia. “Hay un potencial extraordinario en París y este es el desafío más emocionante que me ha surgido. Estoy impaciente también por descubrir el Parque de los Príncipes, un estadio mítico del fútbol europeo, con un ambiente fantástico”, cerró el nuevo estratega del elenco parisino.

“Fanático del fútbol ofensivo y dinámico y con un sólido historial táctico, se convierte en uno de los entrenadores más innovadores y estudiosos de Alemania”, así lo describía el mismo club, a través de sus redes sociales. Algo que fue replicado por el presidente de la institución, quien afirmó que Tuchel era “uno de los entrenadores europeos más competitivos que han surgido al más alto nivel en los últimos años”. “Su personalidad ambiciosa, su gusto por el juego dinámico y la fuerza de su carácter son parte del estilo que siempre hemos buscado en el Paris Saint-Germain”, agregó Al-Khelaïfi.

Sin embargo, el nuevo director técnico no se la hará tan fácil, como tampoco Neymar, su máxima estrella. El entrenador planea traer a un par de jugadores de la liga en que se formó -con pasos previos por el Ausburgo y el Mainz-, la alemana, y además exigiría que el astro brasileño se quedara en París.

AS

“¿Quién dice que no puede quedarse aquí? ¿Alguien dijo eso? Nadie. Tiene contrato con nosotros y se quedará al 2000%”, fueron las palabras del directivo catarí, en referencia a la ola de rumores que sitúa al brasileño en el Real Madrid la próxima temporada. Además, el presidente le habría prometido que Ney se quedaría a su nuevo DT.

Pero el “10” no da muchas luces de ayudarlos a cumplir dicho cometido. Como se filtró desde el interior del club, la recuperación de Neymar -de su lesión en el metatarsiano- no fue la adecuada. O al menos no para los intereses del PSG, ya que afirmaron que si hubiera realizado trabajo en el gimnasio antes, a mediados de abril, podría haber estado en la final de la Coupe -en la cual se lesionó su compañero Dani Alves- y en la última fecha de la Ligue 1.

Pero, según manifiestan, “Neymar ha dado exactamente los pasos que tiene que dar pensando en una pretemporada de seis semanas para estar a punto el día del debut de Brasil en el Mundial”. Uno que llegará el 17 de junio, ante Suiza, aunque la preparación del ex Barcelona apuntaría a estar listo para el comienzo de los entrenamientos del “Scratch”: 21 de mayo.

Y a pesar de que el rector de la entidad parisina lo niegue, todo apunta a que Ney dejará Francia tras la Copa del Mundo. Así lo ha demostrado su actitud, indiferente hacia su actual camiseta, sin responder a los llamados del PSG a que manifieste cierto compromiso. “Hoy mi objetivo es la Copa del Mundo de Rusia, no hablar de traspasos. Si no, me pasaría la vida hablando de ese tema. Hablar de traspasos ya me aburre”, fueron sus declaraciones ayer, durante la premiación de la Ligue 1. El brasileño sólo está en París fisicamente, porque su cabeza ya pulula por Rusia y Madrid.

En caso de partir, eso sí, estiman que su precio alcanzaría hasta los €370 millones, por lo que, de concretarse, habría con qué traer a los futbolistas que pidió el nuevo estratega.

Bongarts

Raphael Guerreiro, lateral izquierdo de 24 años y buena alternativa para Layvin Kurzawa, de baja producción en la presente temporada. Lo dirigió durante su estadía en Dortmund y, a pesar de las lesiones que no le han dejado jugar con continuidad desde agosto del 2017, confía en su potencial. Uno que lo ubicó incluso como reemplazante de Jordi Alba en Barcelona. Sin embargo, el director deportivo, Antero Henrique, apuntaría por Alex Sandro, de la Juventus. Habrá que ver si el directivo sigue en París, eso sí.

Reuters

Y no sería el único de el conjunto alemán. Tuchel pidió también a Julian Weigl, la promesa de 22 primaveras que suma pretendientes para el próximo mercado. Pero nuevamente eHenrique tendría una opinión disidente y apostaría por N’golo Kanté, del Chelsea.

Habrá que ver quién gana el gallito, y no sólo estamos hablando de Tuchel.

      

Volver al listado de noticias
Imagen

Clima en la ciudad

Publicaciones anteriores